Todo sobre las cerraduras de sobreponer

Todo sobre las cerraduras de sobreponer

¿Sabes qué tipo de cerradura se encuentra instalada en tu puerta principal? Independientemente del tipo de dispositivo, las cerraduras son mecanismos que se utilizan para disfrutar de una mayor protección, especialmente en esas puertas que se abren de manera sencilla.

Es un hecho que las cerraduras no son todas iguales, pues disponen de distintos grados de seguridad. Entre estas cerraduras podemos nombrar las cerraduras de sobreponer, las cuales han pasado por varios procesos de actualización a causa del incremento reciente de los robos.

Su rasgo más resaltante es que se instalan sobre la puerta, y para su fijación no se necesita hacer un cajeado en la puerta que permita incorporar la cerradura, como suele suceder con las cerraduras embutidas.

Debes tener en consideración que una buena instalación de estas cerraduras queda garantizada en el momento que las incluyes en la parte interior de la puerta, sirviendo como cerraduras principales o complementarias, dependiendo de cuales sean tus necesidades de resguardo.

Por este motivo te mostramos los aspectos básicos de las cerraduras de sobreponer, en función de los tipos, precios y modo de instalación.

Tipos de cerraduras de sobreponer

Son muchos los fabricantes que han logrado perfeccionar las cerraduras de sobreponer partiendo de modelos básicos. No obstante, estos dispositivos se descomponen en dos tipos conocidos, de acuerdo al número de puntos de cierre.

Cerradura de sobreponer monopunto

Son cerraduras cuya incorporación se efectúa directamente en el interior de la puerta. Vienen con apenas un punto de anclaje en el cerradero lateral. En esta categoría puedes conseguir diversos ejemplares, entre los que nombramos el cerrojo tradicional.

Cerradura de sobreponer multipunto

Son cerraduras que tienen al menos tres puntos de cierre, y que se bloquean de manera simultánea cuando se realiza el primer giro de llave. Además de estos puntos de anclaje, estas cerraduras vienen con palancas que evitan que los ladrones puedan forzarlas.

En términos generales, estas cerraduras incluyen bombines de seguridad, convirtiéndolas en dispositivos resistentes a todas las técnicas de robo que existen hoy en día.

¿Son seguras las cerraduras de sobreponer?

¿Son seguras las cerraduras de sobreponer?

No son pocos los propietarios que se hacen esta pregunta. Lo cierto es que mientras mayor número de cerrojos tiene una cerradura, quiere decir que esta será más potente y segura, razón por la que los ladrones deberían desistir de robar.

Muchos cerrajeros concuerdan en que las cerraduras multipunto son una buena alternativa en cuestiones de seguridad, especialmente cuando se les compara con otras cerraduras de sobreponer. Consulta con especialistas para que instales el mejor modelo adaptado a tus necesidades.

Precio de las cerraduras de sobreponer

Respecto al coste de estas cerraduras, el intervalo de precios es considerablemente amplio. Las tiendas de cerrajería venden ejemplares asequibles, como es el caso de las cerraduras monopunto, consideradas las más económicas del mercado.

Sin embargo, las cerraduras multipunto son las más costosas, pero poseen sistemas de seguridad de mayor complejidad. Tiendas físicas y virtuales de cerraduras cuentan con dispositivos que rondan precios cercanos a los 100 euros.

Te recomendamos que destines tus ahorros o ingresos en la compra de cerraduras de sobreponer que sean resistentes, sobre todo si buscas disfrutar de esa sensación de tranquilidad que tanto anhelas tener. Es una inversión que proporcionará mayor protección para ti y los tuyos.

Antes de instalar estas cerraduras

La tarea de instalar cerraduras de sobreponer es mucho más simple que la de cerraduras empotradas, ya que no se requiere hacer ninguna adaptación especial en la puerta que desees incluirlas.

Otro aspecto adicional, es que debes tener contigo tu caja de herramientas y que, si falta algún elemento como destornilladores o palancas, lo compres de inmediato. Con un poco de paciencia y habilidad puedes lograr una instalación de éxito.

Algunas de las herramientas básicas que necesitas a la hora de instalar tu cerradura de sobreponer son destornilladores, metro, brocas, formón, taladro, escuadra, punzón y una lima que sirva para rebajar superficies de metal o madera.

Pasos para instalar una cerradura de sobreponer

Pasos para instalar una cerradura de sobreponer

Cuando hayas logrado reunir las herramientas para instalar tu cerradura, elige una cerradura acorde para tu puerta, tomando en cuenta aspectos como el sentido de apertura. Para lograrlo, colócate en el interior y cerciórate que la cerradura abre hacia la izquierda o derecha.

Luego, usa la plantilla de instalación que viene junto con la cerradura nueva, trazando el punto de la puerta en donde se va a colocar el mecanismo. Revisa que la manija quede posicionada a unos 105 centímetros de distancia, en relación al suelo.

Mide los 105 centímetros con la cinta métrica, colocando la plantilla de la cerradura después de marcar el punto de referencia. Ubica la cerradura sobre la puerta de manera superficial con un trozo de cinta adhesiva, para que esta no se mueva al marcar los puntos con el punzón.

Aparta los soportes que van a retener el armazón de tu cerradura, además del espacio que atraviesa la llave y el bombín, dependiendo del modelo de cerradura que hayas comprado en tu tienda de confianza.

Inserta una broca de madera dentro del taladro, y realiza un agujero en la puerta con las mismas medidas del diámetro de la parte superior del bombín. Después realiza otro agujero más grande que el diámetro de la sección inferior del bombín.

Es así como creas el agujero que sobrepasa el bombín de la cerradura. Dale estructura al hueco del bombín con el formón, procurando no dañar la puerta. El formón también sirve para limar la parte lateral de la puerta, para que se inserte la cerradura de manera exacta.

El siguiente paso será situar el cuerpo de la cerradura sobre la puerta, ajustando los tornillos que vienen con el mecanismo. Instala la manija en la cerradura, revisando a qué altura del marco se debe incorporar el resbalón.

Marca con el punzón la señal en el marco, exactamente en el lugar que vaya incrustado el cerradero. Instala el cerradero sobre el marco, para finalmente revisar que el cerrojo abre y cierra correctamente.

Luego de la instalación…

Si la instalación tiene éxito a la primera, entonces estarás en condiciones de instalar nuevas cerraduras de sobreponer. Incorpora el embellecedor y demás piezas que forman parte del cuerpo de la cerradura.

Debes tener claro el tipo de cerradura de sobreponer que compres pues, aunque existan numerosos modelos dentro de una misma modalidad, no todas cumplen con las exigencias de seguridad que tengas. Pregunta a un cerrajero sobre el mejor modelo que puedas instalar.